Recomendaciones para cuidar a tu caballo pt.2

El cuidado correcto de los caballos lleva tiempo. Hay cosas que usted debe hacer como una rutina diaria, semanal, mensual e incluso anual.

 

Cuidados diarios

Proporciónele siempre agua limpia y fresca, el agua abundante y fácilmente disponible es esencial para el buen cuidado del caballo.
Proporciónele la cantidad adecuada de pasto y concentrados, si la alimentación es a base de heno, el caballo debe comer aproximadamente entre el 2% y 3% de su peso corporal cada día.
Proporciónele cobertizo  que lo proteja de las condiciones del tiempo, los caballos necesitan un lugar para cubrirse del viento y la humedad.
Haga una revisión visual en busca de rasguños, cortes, contusiones y heridas punzantes en las piernas de su caballo, la cabeza y el cuerpo, trate cualquier lesión inmediatamente, se debe tener un botiquín de primeros auxilios para caballo a mano.
Haga una revisión visual para detectar signos de enfermedad tales como ojos y nariz llorosos  sonidos de tos o mucha saliva.
Limpiar los cascos de su caballo y comprobar si hay grietas o están sueltos.
Si el caballo permanece en un establo, límpielo pues el amoníaco del estiércol y la orina son perjudiciales para los cascos y los pulmones de los caballos, pudiendo causar problemas como la candidiasis.


Cuidados semanales

Compruebe la cantidad de concentrados, pasto y paja que tiene a la mano, es importante contar con los suministros necesarios para al menos 2 semanas para evitar que le falten en caso de emergencia.

Si su caballo permanece en un área pequeña al aire libre, limpie el estiércol ya que esto reduce la presencia de moscas, mantiene los jardines limpios y permite tener un ambiente agradable para usted y su caballo.
Compruebe si en el área existen vallas, rieles rotos, cables sueltos, clavos salientes, que puedan ocasionar lesiones.
Limpie la bandeja de agua y los cubos de alimentación.


Cuidados mensuales

Si su caballo permanece en un establo, asegúrese de que su cuenta de  pensión se pague en tiempo.


Cuidado cada 6 u 8 semanas

Haga que su herrador recorte los cascos y revise las herraduras de su caballo, dejar que los cascos crezcan ilimitadamente puede resultar poco saludable.


Cuidados cada 2 o 3 meses

Adminístrele medicamentos antiparasitarios,  es importante tener un programa de desparasitación para mantener sano a su caballo.


Cuidados anuales

Haga que un dentista equino o veterinario examine los dientes y suminístrele las vacunas necesarias a su caballo.